lunes, 26 de octubre de 2015

Anuncios que merece la pena ver

Desde hace un tiempo vamos viendo en televisión un anuncio que nos encanta. Y ya sabéis que hay determinados anuncios que no podemos evitar acercaros. No es por hacer publicidad (os aseguramos que no cobramos comisiones de nadie) pero no sabemos qué tienen los anuncios que llegan tan bien a todo el mundo.

Seguro que todos lo habéis visto y seguro que también muchos habéis parado un momento a escucharlo porque tanto el texto como la voz que han elegido para leerlo hacer que nos paremos a pensar.

El anuncio empieza diciendo “Si no sale ardiendo de lo más profundo de ti, a pesar de todo, no lo hagas” ¿Os suena? Seguro que sí y si no, vedlo.



Pero lo que seguro que muchos de vosotros no sabíais es que el texto que utiliza el anuncio pertenece a Charles Bukowski, de quien ya os hemos compartido otras creaciones anteriormente.



El texto completo se titula “¿Así quieres ser escritor?”, y aunque a primera vista pudiera parecer que está limitado a aquellos que quieren dedicarse a la escritura, al leerlo (o escucharlo) un par de veces, nos parece evidente que hace referencia a cada una de las cosas importantes que mueven el mundo (artes, emociones, decisiones, pasiones…). Porque seguro que vuestras abuelas os lo han dicho alguna vez pero, para hacer las cosas mal es mejor no hacerlas.

Resulta curioso (si no preocupante) que Bokowski nos llegue gracias a un anuncio y que la mayoría de nosotros ni siquiera supiéramos que se trata de un poema de dicho escritor pero la verdad es que si un anuncio nos sirve de aliado para conseguir acercar la literatura a más gente, bienvenido sea.

Os dejamos el texto completo. Disfrutadlo



Si no te sale ardiendo de dentro,
a pesar de todo,
no lo hagas.
A no ser que salga espontáneamente de tu corazón
y de tu mente y de tu boca
y de tus tripas,
no lo hagas.
Si tienes que sentarte durante horas
con la mirada fija en la pantalla del ordenador
o clavado en tu máquina de escribir
buscando las palabras,
no lo hagas.
Si lo haces por dinero o fama,
no lo hagas.
Si lo haces porque quieres mujeres en tu cama,
no lo hagas.
Si tienes que sentarte
y reescribirlo una y otra vez,
no lo hagas.
Si te cansa sólo pensar en hacerlo,
no lo hagas.
Si estás intentando escribir
como cualquier otro, olvídalo.

Si tienes que esperar a que salga rugiendo de ti,
espera pacientemente.
Si nunca sale rugiendo de ti, haz otra cosa.

Si primero tienes que leerlo a tu esposa
ó a tu novia ó a tu novio
ó a tus padres ó a cualquiera,
no estás preparado.

No seas como tantos escritores,
no seas como tantos miles de
personas que se llaman a sí mismos escritores,
no seas soso y aburrido y pretencioso,
no te consumas en tu amor propio.
Las bibliotecas del mundo
bostezan hasta dormirse
con esa gente.
No seas uno de ellos.
No lo hagas.
A no ser que salga de tu alma
como un cohete,
a no ser que quedarte quieto
pudiera llevarte a la locura,
al suicidio o al asesinato,
no lo hagas.
A no ser que el sol dentro de ti
esté quemando tus tripas, no lo hagas.
Cuando sea verdaderamente el momento,
y si has sido elegido,
sucederá por sí solo y
seguirá sucediendo hasta que mueras
ó hasta que muera en ti.
No hay otro camino.
Y nunca lo hubo.

3 comentarios:

  1. No sabía que lo que dicen en el anuncio era de Bukowski, pero me encanta el anuncio igualmente

    ResponderEliminar